Técnicas Curativas

Centro Fénix de Naturopatía




Centro Fénix de Naturopatía tiene el placer de invitarles a conocer sus técnicas curativas, probadas y usadas, con éxito, por miles de personas en todo el mundo, como remedio de síntomas contra la depresión, el estrés, la ansiedad.
Dolores musculares y deterioros articulares.
Problemas respiratorios y alergias.
Dependencias y adicciones.
Algias



Tels. (+34) 680 53 75 56 - (+34) 669 56 44 23 - España

Solo por Hoy


Sólo por hoy, me voy a conceder permiso...
para abrir un nuevo sendero;
para aprender una nueva forma de vivir.
Para dudar, para cometer errores.
Para reir, llorar, amar, reflexionar, descansar.
Para conocer la paz de la renuncia.


Sólo por hoy, me voy a conceder permiso...
para ser amable conmigo mismo.
Para honrar mi cuerpo, mi corazón, mi alma.
Para confiar en el futuro, en Dios, en mí.
Para venerar la vida que disfruto.
Para recordar quién soy.


Sólo por hoy...
Voy a encontrar el valor necesario
para mantenerme firme,
para escuchar,
para escuchar el susurro de mi corazón...
entre el sonido del trueno,
para cantar al viento.



Heart Singer





Centro Fénix de Naturopatía

Algunas Imágenes de este Blog, han sido sacadas de Internet. Si alguien tiene derechos y quiere que no salgan en este espacio, nos lo hacen saber y serán retiradas inmediatamente.

sábado, octubre 19, 2013

Haya (Beech) - La Intolerancia en el Sistema Floral de Bach

Nombre en inglés: Beech
Florece en Mayo.
Es común en bosques que se encuentran a una altura entre mil y mil ochocientos metros.
Se prepara mediante cocción.
El Haya es un árbol de gran tamaño, de la familia de las fagáceas, que sólo acepta la compañía de sus semejantes y no admite apenas vegetación bajo su sombra.
La persona en estado Beech tiene una clara tendencia a resaltar los defectos o errores de los demás, en detrimento de sus virtudes. No comprende, ni lo intenta, las dificultades o deficiencias de otras personas. Son personas críticas e intolerantes, de temperamento obstinado y poco flexible.
Bloquea sus propios sentimientos. Es un verdadero juez. También le molesta la estupidez de los demás. En realidad, hay un sentimiento claro de inferioridad que se proyecta sobre los demás. Suele darse en personas que han crecido en un ambiente de críticas y expectativas rígidas, lo cual les ha llevado con el tiempo a sentirse inseguros y vulnerables.

Por esta razón, la persona en estado Beech desarrolla un rígido código de conducta propio, repleto de mecanismos de defensa que le impiden escuchar su voz interior.
Y de este modo, al quedarse enganchado excesivamente en las imperfecciones que hay en todo, es incapaz de interiorizar en las experiencias y no saca provecho de ellas.
En su arrogancia Beech no puede comprender que mucha gente no ha tenido las mismas oportunidades que él para desarrollarse y no acepta el comportamiento de los demás. Desconoce la habilidad de situarse en el lugar del otro. Le falta comprensión e indulgencia.
Es estricto, rígido y de ideas fijas. A veces, los pequeños hábitos, idiosincrasias y las costumbres de otros le molestan hasta un grado imposible de medir y fuera de toda proporción en comparación a su poca importancia.
Dada su actitud, Beech tiene una clara tendencia a la soledad, o mejor dicho, al aislamiento. No trata de imponer a los otros sus rígidos conceptos, simplemente no comprende que los demás no piensen como él, ya que solo entiende una manera de ver las cosas y de actuar: a su manera. En estas personas subyace un miedo ante la vida.
Les cuesta expresar sus verdaderos sentimientos amorosos. No puede decir "te necesito" "te amo", porque esto es vivido como ser débil. Estas personalidades en cambio suelen decir: "No te basta con lo que hago" o "Yo expreso mis sentimientos con acciones". Los hábitos de otros les resultan insoportables y aunque en algunas ocasiones no lo demuestren y parezcan pacientes, guardan tanta irritabilidad en su interior que a menudo son consumidos por ella. Les resulta casi imposible entender que no todos poseemos el mismo nivel evolutivo o las mismas ventajas en la vida.
Suelen tener mal humor y ser refunfuñones, pero curiosamente, la mayoría de las veces, lo que critican y que los pone fuera de sí, no guarda proporción con la real importancia de los hechos, que suele ser muy escasa.

Muchas de estas personalidades suelen surgir de familias donde hubo que "tragarse" mucho odio, humillación, desilusiones. Son personas que suelen sufrir tensiones en la parte alta del cuerpo.
La toma de Beech, además de aportarnos tolerancia, comprensión, humildad e indulgencia, nos permite reconocer que, además de los nuestros, hay otros patrones de comportamiento que pueden ser igualmente válidos y que en todo caso tienen el mismo derecho de manifestarse.
Nos permite ver el lado bueno de las personas y las cosas, y nos da la capacidad de escuchar a los que nos rodean, prestando atención a lo que nos dicen de forma constructiva.

Beech nos hace darnos cuenta de nuestra intolerancia, que en realidad no es otra cosa que miedo al rechazo de los demás. Y además nos enseña que... “solo se puede crecer como personas demostrando tener voluntad para aprender de los demás”.
Beech ayuda a encontrar comprensión, indulgencia y tolerancia para entender que otras personas pueden vivir a través de su propio sistema de ideales y de acuerdo a él podrán ir buscando su propia perfección.
Nos muestra que cada ser, por pequeño que sea, hace su aporte al gran Todo, a la Unidad completa.
Esta flor nos permite abrir nuestro corazón y conectarnos con los demás a través del afecto, disolviendo las corazas y el bloqueo de nuestros sentimientos amorosos. Comprendiendo que no debemos juzgar si no deseamos ser juzgados.
Beech pertenece al grupo de “las fuerzas del árbol” y afecta a los chakras 3 y 6

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros...
Utiliza nuestra dirección de correo electrónico, porque este formulario de comentarios No funciona.

Puedes escribirnos aquí: centrofenix@hotmail.com
Gracias