Técnicas Curativas

Centro Fénix de Naturopatía




Centro Fénix de Naturopatía tiene el placer de invitarles a conocer sus técnicas curativas, probadas y usadas, con éxito, por miles de personas en todo el mundo, como remedio de síntomas contra la depresión, el estrés, la ansiedad.
Dolores musculares y deterioros articulares.
Problemas respiratorios y alergias.
Dependencias y adicciones.
Algias



Tels. (+34) 680 53 75 56 - (+34) 669 56 44 23 - España

Solo por Hoy


Sólo por hoy, me voy a conceder permiso...
para abrir un nuevo sendero;
para aprender una nueva forma de vivir.
Para dudar, para cometer errores.
Para reir, llorar, amar, reflexionar, descansar.
Para conocer la paz de la renuncia.


Sólo por hoy, me voy a conceder permiso...
para ser amable conmigo mismo.
Para honrar mi cuerpo, mi corazón, mi alma.
Para confiar en el futuro, en Dios, en mí.
Para venerar la vida que disfruto.
Para recordar quién soy.


Sólo por hoy...
Voy a encontrar el valor necesario
para mantenerme firme,
para escuchar,
para escuchar el susurro de mi corazón...
entre el sonido del trueno,
para cantar al viento.



Heart Singer





Centro Fénix de Naturopatía

Algunas Imágenes de este Blog, han sido sacadas de Internet. Si alguien tiene derechos y quiere que no salgan en este espacio, nos lo hacen saber y serán retiradas inmediatamente.

viernes, febrero 24, 2017

Tratamientos Naturales en Problemas Gastrointestinales

A pesar de los espectaculares avances de la medicina moderna, la herboristería y fitoterapia siguen y seguirán teniendo mucho que ofrecer. Los seres humanos siempre han confiado en el poder de las plantas medicinales para tratar todo tipo de síntomas y enfermedades. La recuperación suele ser más lenta con tratamientos naturales que con medicamentos sintéticos convencionales, pero sus resultados suelen ser más duraderos y libres de efectos secundarios. Cuando acompañamos a estos tratamientos naturales con buenas recomendaciones sobre algunos cambios dietéticos y de hábitos, las capacidades auto-regeneradoras del cuerpo se ven altamente favorecidas.

Por ejemplo, en una patología frecuente que afecta aproximadamente a un 10% de la población, la úlcera péptica o gástrica; existe un gran contraste en el protocolo de cómo sería tratada por la medicina convencional y cómo ayudaremos a la persona a sanar con tratamiento natural a nivel holístico.

La medicina convencional considera efectivamente que la úlcera péptica es una erosión, una herida en la mucosa del estómago o en la parte superior del intestino delgado y que es como resultado de un desequilibrio entre los factores agresivos y defensivos de la mucosa gastroduodenal. Se considera que la aparición de las úlceras es de causa multifactorial, en el que está implicado un desequilibrio entre el ácido del estómago, una enzima llamada pepsina y las barreras de defensa del revestimiento del estómago. Este desequilibrio lleva a que se produzca una inflamación, que puede empeorar con la presencia de determinados factores de riesgo, como pueden ser el tabaco, el consumo de alcohol o el tratamiento con radioterapia. Nos dicen con alta frecuencia que la bacteria ‘Helicobacter pylori’ es la causa de este trastorno. Sin embargo, no siempre se detecta su presencia.
El primer paso, en un tratamiento convencional, consistirá en eliminar los síntomas y los dolores con tratamientos farmacológicos. Los fármacos habitualmente empleados son los antiácidos y protectores gástricos, los antagonistas de los receptores H2 o los inhibidores de la bomba de protones, siendo el más recetado el “omeprazol” (efectos secundarios). Éstos últimos bloquean la secreción ácida del estómago y puede ser necesario un tratamiento a largo plazo. Cuando se detecta infección por H.Pylori, este tratamiento se acompaña de un antibiótico durante unos días. Luego se repiten pruebas, y si el paciente no responde bien, se puede recetar otro tratamiento farmacológico, hacer más pruebas como la endoscopia o pasar directamente a la cirugía según el estado de gravedad.
1. Vagotomía: consiste en seccionar el nervio vago, que es el que controla la producción de ácido gástrico en el estómago.
2. Gastrectomía parcial, es decir, extirpación de una parte del estómago.

En un tratamiento holístico, lo primero es hablar con la persona para conocer mejor su vida, su mente y descubrir las emociones negativas asociadas a este tipo de patología, (estrés, desesperación, ansiedad, baja autoestima, nerviosismo, preocupación…). Esto es, ayudar a la persona a encontrar las causas reales que enferman su alma. Una vez que la persona entiende el problema, puede encontrar soluciones en su vida cambiando la forma de verla y su actitud. Lo mismo pasa con las matemáticas: si no entiendes la ecuación, no la puedes resolver.

La diferencia entre ambos tratamientos, el de la medicina convencional y el método tradicional, es que la primera trata de ocultar rápidamente los síntomas, así como el dolor, sin centrarse en las causas originarias de la enfermedad que afectan a la persona y que en la mayoría de los casos que suelen ser cuestiones emocionales. Las bacterias patógenas no se instalan en un cuerpo con mente sana y sistema inmune fuerte y no son las causas de las enfermedades sino más bien una de las consecuencias de una pérdida de armonía a nivel mental y emocional que genera conflictos internos que a su vez provocan disfunción física.

El hecho de hacer desaparecer temporalmente los síntomas no significa que hayamos erradicado la patología, que con esta estrategia sigue latente y evolucionando cuando no se toman medidas paralelas. Recuerden, toda patología es multifactorial. Además, el hecho de suprimir los síntomas interrumpe el circuito de comunicación que nos permitiría escuchar y entender los mensajes que nos envía nuestro cuerpo. Sin dolores ni síntomas, la persona piensa que está sana cuando es una simple ilusión, y además corre el riesgo de que se haga crónica, pues va seguir con sus malos hábitos sin prestar más atención ya que no le pasa nada desagradable. ¿Pero qué pasará cuando deje de tomar los fármacos? Pues podría encontrarse peor que antes de iniciar el tratamiento. Allí es donde te dicen que no debes dejar de tomar este tratamiento...

El segundo paso, dentro del tratamiento holístico tradicional, sería ofrecer un tratamiento natural para la úlcera estomacal a su inicio, que puede ser tratado con diversas plantas. Por ejemplo con manzanilla, ulmaria, malvavisco, belladona, que permitirán reducir la inflamación y proteger el recubrimiento interno del estómago reduciendo la hiperacidez de forma natural.

El tercer paso sería volver a hablar de los malos hábitos y adicciones: (café, alcohol, tabaco, drogas, medicamentos que provocan úlceras como los AINS (ibuprofeno, aspirina y paracetamol entre ellos) y recomendar terapias alternativas adaptadas y personalizadas para ayudar a deshacerse de ellos como sesiones de relajación, ejercicios de respiración consciente, meditación, hipnosis regresiva, yoga, acupuntura, cursos de dietética, actividades artísticas, sociales, culturales y deportivas, masajes desintoxicantes y relajantes, terapia con imanes, movimientos energéticos… etc. Hierbas para bajar el estrés, (valeriana, pasiflora, hipérico… etc.) y aconsejar una dieta alcalina, jugos naturales caseros (con jugo de col), y frutas no ácidas preferentemente salvo el limón que es altamente alcalinizante. Siempre hay que informarse bien para conocer las cantidades adaptadas para cada uno y las posibles contraindicaciones, (mujeres embarazadas, cardiopatías, insuficiencias renales, disfunción hepática... etc.)

De esta forma, estamos ayudando a sanar sin hacer daño y reforzando las capacidades autocurativas que posee todo organismo vivo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros...
Utiliza nuestra dirección de correo electrónico, porque este formulario de comentarios No funciona.

Puedes escribirnos aquí: centrofenix@hotmail.com
Gracias